ARTICULOS
Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

LA TRADICIÓN DEL SANTO ROSARIO Y LA HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS NAZARENO

La visita que efectuaron “Los Mulliores” el pasado domingo a la Ermita de San Sebastián contó este año por primera vez con una presencia muy especial y cargada de significado. A los pies de Nuestro Padre Jesús Nazareno, y dentro de un doble relicario, la reliquia de Santo Domingo de Guzmán, el creador y difusor del Santo Rosario, fue testigo de los tradicionales cantos que Alhaurín el Grande dedica para el rezo de los Misterios que el difundió allá por el siglo XIII.

La Obra de Santo Domingo de Guzmán

Santo Domingo de Guzmán nació en Caleruega, pequeña localidad de la actual provincia de Burgos, hacia 1170. Miembro de una cristiana y devota familia, su nacimiento vino envuelto en leyendas y sueños premonitorios, como el que tuvo su madre Juana de Aza antes de darle a luz. En él, tuvo una visión de que se encontraba embarazada de un cachorro que portaba en la boca una antorcha encendida y que saliendo de su vientre parecía prendía de fuego toda la tierra. Esta imagen se ha interpretado, posteriormente, como una premonición del nacimiento de quien sería uno de los grandes predicadores de la Iglesia que, con los ladridos de su doctrina, despertaría las almas dormidas en el pecado y con la antorcha de su palabra, inflamaría el mundo de caridad. A causa de este hecho, a lo largo de los siglos, uno de los principales símbolos de la Orden Dominica, fundada por Santo Domingo, ha sido el de un perro con una antorcha en la boca, presente hasta la saciedad en casi todos los templos, altares, retablos y pinturas relacionados de una manera u otra con estos frailes. Por este mismo mismo motivo, los dominicos han sido conocidos como los Canis Dei (“Perros de Dios”).

Desde niño sus padres dieron a Santo Domingo una buena formación religiosa, enviándole a estudiar con un arcipreste. Más tarde, lo mandan al Estudio General de Palencia. Allí cursó con gran avidez y constancia Artes Liberales y Teología. Se cuenta que mientras estudiaba en esta ciudad se desencadenó una tremenda hambruna y conmovido por las enormes carencias de los pobres vendió los libros y bienes que tenía para donar el dinero a los más necesitados mientras decía “No quiero estudiar sobre pieles muertas, y que los hombres mueran de hambre”. Algunas autoridades destacadas hicieron lo mismo, y comenzaron a predicar desde entonces con él. Su fama llegó a oídos del obispo de Osma, quien le llamó e hizo canónigo regular de su iglesia.  En 1201 le sucedió en la cabeza de la sede episcopal. Dos años después, el rey Alfonso VIII de Castilla le envió como embajador a Las Marcas para concertar el matrimonio de su hijo con la hija de un noble escandinavo. Posteriormente viaja a Roma para visitar al papa Inocencio III y presentarle la renuncia como prelado de Osma, al tiempo que le pide autorización para ir a evangelizar a los cumanos, tribu de Alemania. Sin embargo, el Papa lo envía al sur de Francia durante diez años para predicar contra las herejías cátara y albigense. Santo Domingo reunirá a su alrededor un grupo de misioneros entre los que no existía ningún vínculo jurídico, pero que se convertiría en el núcleo de la Orden de Predicadores, conocida más tarde como Orden Dominica. Será también en tierras galas, concretamente en Fangeaux cuando pasando una noche en oración, tiene una revelación donde, según la tradición, la Virgen le revela el Rosario como método para ganar almas. A partir de ese momento, se produciría una enorme expansión por toda Europa del rezo del Rosario que, más tarde, pasaría a realizarse de manera colectiva y en grupos de personas que recorrerían las calles durante las madrugas del mes de octubre, tal y como se realiza desde hace siglos en Alhaurín el Grande, que llegó a contar con una Hermandad Sacramental dedicada a este culto.

Rosarios bendecidos por Juan Pablo II y Benedicto XVI

En enero de 2008, y en atención a las vinculaciones con la Orden Dominica, difusora también de la fiesta del Dulce Nombre de Jesús, la Santa Sede concedió a la Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno una reliquia de Santo Domingo de Guzmán, así como otra de San Roque, la cual fue presentada en una Solemne Función religiosa celebrada el 27 de abril de dicho año y recorrió las calles de la localidad el pasado Viernes Santo a los pies de María Santísima del Mayor Dolor. Pero no terminan aquí los vínculos de la Hermandad con los Misterios del Rosario. Nuestra Sagrada Titular, cuenta también con una importante colección de estos objetos devotos, entre la que destacan especialmente, por su simbolismo, dos de ellos, bendecidos por los Papas Juan Pablo II y Benedicto XVI. El primero, fue regalado por el cofrade veleño y gran amigo de nuestra Hermandad José Miguel Rodríguez Ruiz y entregado en la Solemne Función religiosa que se celebró en Honor y Gloria de nuestra Sagrada Titular en 2005, mientras que el segundo se adquirió por la propia Hermandad durante la Peregrinación a Roma en 2006.

 

Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

VÍNCULOS ENTRE LA HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS NAZARENO Y LA GUARDIA CIVIL

La celebración, el pasado 12 de octubre, de la Festividad de Ntrª Srª del Pilar, Patrona de la Guardia Civil, ha vuelto a poner de relieve los estrechos vínculos existentes entre el Instituto Armado y la Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno.

Desde la llegada de este cuerpo a Alhaurín el Grande, en el siglo XIX, sus miembros se encargarían de dar escolta a nuestros Sagrados Titulares en las procesiones de Semana Santa y Día de Jesús, lo que hasta la primera mitad del siglo XX solía hacerse con uniforme de gala, como puede apreciarse en fotografías de la época. Esta desaparecida y bella costumbre se realizaba previa solicitud al Puesto, tal y como prueban numerosos documentos del  Archivo de la Hermandad (1).

En 1967 la Hermandad concedió el título de Hermano Mayor Honorario al Director General de la Guardia Civil, D. Ángel Ramírez de Cartagena y Marcaida. Para hacerle entrega del mismo una representación encabezada por el entonces Hermano Mayor, el recordado Francisco Roldán Ramos, y de la que forman parte, entre otros, el Secretario, Juan Santos Morales y los antiguos Hermanos Mayores Miguel Pérez Plaza y José Farfán Pérez se desplaza a Málaga en la mañana del Miércoles Santo 14 de abril. La entrega del distintivo se realiza en medio de un distendido y cordial ambiente en los salones del Palacio de Miramar, entonces Hotel, donde Ramírez de Cartagena se hallaba alojado con el fin de participar en el desfile procesional de la Archicofradía hermana de la Expiración. Así lo recoge la correspondiente Acta, que reproducimos en este artículo

 

Se acuerda por unanimidad la propuesta de varios hermanos de nombrar Hermano Mayor Honorario de nuestra Cofradía al Ecctm Sor Dº Angel Ramirez de Cartagena Director General de la Guardia Civil con que con fecha 14 de abril de 1967 se nombra una comision para visitar a dicho Sor en su residencia provisional del Hotel Miramar de Malaga y hacerle entrega de su oficio con fecha del dia de esta visita dandole dicho nombramiento, esto se efectuo tras solicitarle audiencia, cosa que con toda amabilidad nos fue concedida, y aceptando dicho nombramiento, dicha comision la componian los siguientes Hermanos Sor. Roldan Ramos – Sor.  Farfán Pérez, Sor Perez Plaza, Sr. Ramos Bonilla, Sor Roldan Gonzalez y Sor Santos Morales(2)  

Otro aspecto que prueba los vínculos entre la Hermandad y el Benemérito Instituto es el de la participación de sus formaciones musicales en nuestras procesiones. La recordada Banda de la 251 Comandancia de la Guardia Civil de Málaga, que bajo la impecable dirección de José Pérez Cívico se caracterizó por ser una de las mejores agrupaciones de su género, desfiló con nuestra Hermandad en innumerables ocasiones (3). Incluso en 1975, el Día de Jesús contaría con la inolvidable presencia de la Banda de Cornetas, Tambores y Música del Colegio de Guardias Jóvenes “Duque de Ahumada”.  La cortesía, deferencia y buen hacer que caracterizan a nuestra Hermandad quedaron una vez más de manifiesto en aquella ocasión cuando el sábado 8 de junio, por iniciativa del hermano Alfonso Bravo Luna, auténtico promotor, junto a José Cortés Pérez y Miguel Manzanares Trujillo de la participación de Valdemoro, se decide realizar un pasacalles hasta la otra capilla de la localidad, ya que un percance en el autobús que conducía a la Banda había impedido su participación durante la tarde en la visita a las Ermitas.

Este acto se realiza bien entrada la noche, y una vez finalizado, Valdemoro se incorporaría a la procesión a la altura de la calle Nueva. Al día siguiente, la Banda de Música del Colegio ofrecería en la Plaza Baja uno de los mejores conciertos que se recuerdan en la localidad (4).

Ya en octubre del año 2000, y en prueba de todos los vínculos de amistad y colaboración que hemos referido, la Hermandad concedió el Título de Hermano Mayor Honorario al Puesto de la Guardia Civil de la localidad, el cual fue entregado en la Misa de la Virgen del Pilar por el entonces Hermano Mayor Juan Aguilar Gallego. Sin duda, un merecido premio a más de un siglo de servicios a Alhaurín el Grande y a nuestra Hermandad

 

NOTAS:

(1) Archivo Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno. Secretaría. Correspondencia. Petición al Comandante de Puesto de la localidad. 14 de abril de 1976.

(2) Archivo Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno. Libro de Actas nº 1 (1874-1968). Acta de 20 de marzo de 1968. s/f.

(3) Archivo Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno. Programas de Actos. Décadas de 1950 a 1980.

(4) Archivo Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno. Libro de Actas nº 2 (1968-1984). Acta correspondiente a la celebración del Día de Jesús el 7 y 8 de junio de 1975. fº 33.


Imagen Pulse para ampliar >>

REFLEXIÓN DE UN CHURRIANERO QUE ANDA APRENDIENDO A SER "MORAO"

Mi nombre es Jesús Manuel Castillo Ramos y tengo 32 años. A la practica totalidad de la buena gente de Alhaurín el Grande, mi nombre no le dirá nada seguramente. No en balde, no soy alhaurino.

Mi vida siempre transcurrió entre Churriana, de donde soy oriundo, la capital malacitana y el pueblo de mi padre: Alhaurín de la Torre.

Si no me falla la memoria, solo fui a Alhaurín dos veces. Una, de pequeño, a acompañar a mi susodicho pater a la notaría y otra, ya con mi actual pareja, con la cual terminé en este lugar perdido en una tarde de domingo intentando tomar café.

Así era mi relación con este pueblo, hasta que avatares del mundo que nos toca vivir hace que mí ya mencionada novia y yo, nos hagamos con una casa entre vosotros. Pronto comenzamos a pasar pequeñas estancias en ellas que es lo que toca, como diría aquel,  hasta que se convierta tal morada en el espacio donde forjar, si dios lo quiere, el marco vital de la familia Castillo de Oña.

En ese momento, se abría un mundo nuevo. Tan nuevo, que parecía hasta circunstancial. La idea de marcharnos era algo más que una ucronía. Tras el acostumbrarse a la nueva vivienda, vino adentrarse entre lo que no se conocía.

Así, pronto me vi. paseando por unas calles que con el tiempo he ido aprendiendo tenían por nombre la Plaza Baja, la Calle Nueva, la Calle Real…He identificado espacios como la Cruz de la Misión, el Bajoncillo, el “Sardina”, saber donde esta Monroy y he ido aprendiendo que la Feria es en mayo, que la Madre de los vecinos de la villa de Idelfonso Marzo es la Virgen de Gracia, que la Parroquia está dedicada a Nuestra Señora de la Encarnación….

Pero desde mis primeros pasos, me llamaba la atención el encontrarme con una mirada dulce en distintas convocatorias de culto que a veces jalonaban mis primeros días alhaurinos y que era la que me dirigía Nuestro Padre Jesús Nazareno. Para mi la advocación no me era extraña.

En Churriana, soy hermano de la hermandad del Paso y me crié viendo en casa de mi abuela paterna una estampa del Nazareno de Alhaurín “el Chico”, como dirían los mayores. Y como la cabra siempre tira al monte, pronto, me aprendí que el hogar de los “Moraos” es su Ermita, que en esta tierra honráis a Padre Jesús, no solo en Semana Santa, sino en el día que lleva su nombre.

Pronto, conocí a  vuestro secretario, en donde esperaba encontrar detrás de su nombre compuesto un señor muy viejo y muy sabio, y me encontré a alguien, que era verdad  que era muy docto, pero que solo le separaba un año de mi y que en menos que canta un gallo me regalo la oportunidad de, entre calores de verano, presenciar a ese vecino ilustre de la Plaza de San Sebastián como  mejor puede hacerse: En el silencio de la soledad de su casa. Una casa que es la de todos.

En definitiva, que sin darme cuenta, uní eso a la primera vez que vi al Nazareno en una tarde de Viernes Santo, al calor familiar de su Caseta de Mayo, al buen gusto de actos como el que viví en la celebración del Bicentenario de la Guerra de la Independencia y a las charlas con Salva y resulta que me pico el abejorro que te transforma la sangre roja en “Morá”.

Y aquí me tienen. Sabiendo que la Ermita de San Sebastián, verá mis momentos de alegría y de pena, que sus Titulares posiblemente me vean un día presentándole a mis hijos, sabiendo que no solo el Jueves y el Viernes Santo, tengo una cita en Alhaurín el Grande, sino que cada vez que pase por la Plaza, me estarán dando un  soplo de cariño y de vida que yo les devolveré en una mayor fe si cabe.

Aquí me tienen. Sabiendo que si quiero ser buen alhaurino he de venerar a San Sebastián como Patrón y pidiendo que el día que emprenda el viaje a mi ultima morada, de seguir aquí, como hoy ya es mi deseo, se abran las puertas de esa Ermita que ya considero mi casa para que la bendita imagen que aguarda en su altar me vea por última vez antes de partir para siempre hacia mi Churriana natal.

Aquí me tienen. Enseñándome a rezar a la Virgen del Mayor Dolor, esperando el día en que me meta con mis futuros hermanos bajo el varal de un trono, disfrutando con las representaciones del Paso y frito, como decimos en Málaga, con toparme con esos mayores de los que estoy dispuesto a aprender el catecismo de lo que es algo más que una creencia. De lo que es un estilo de vida. SER UN BUEN “MORAO”.


Imagen Pulse para ampliar >>

LA PARTICIPACIÓN ECLESIÁSTICA EN "EL DÍA DE JESÚS"

Un año más, acabado el Día de Jesús y a punto de comenzar el verano, llega el momento de hacer balance de los días vividos en Hermandad. Es ahora, mientras nos apresuramos a guardar, no sin cierta melancolía, las túnicas y trajes de músicos, cuando los hermanos de abajo echamos la vista atrás  y recordamos las mil sensaciones, experiencias y momentos vividos en los que son para nosotros los días más esperados del año. Han sido jornadas en las que tanto el gozo como el trabajo se han mezclado a la par. El esplendor de nuestras Fiestas, el olor a flores e incienso y los ecos de músicas y cohetes ni pueden ni deben hacer que olvidemos ese otro aspecto trascendental que contribuye a dar un auténtico sentido y significado a nuestra gran celebración anual de Gloria. La liturgia, la Palabra de Dios y los encargados de proclamarla dotan al Día de Jesús de un espíritu auténticamente cristiano y de Hermandad, especialmente si entendemos el verdadero significado de esta última palabra, que no es si no el de una asociación de fieles inscrita en la Iglesia Católica y que forma parte integrante de nuestra comunidad parroquial.

Y es que no podemos olvidar que lo que hemos celebrado los pasados días  20 y 21 de junio, el tradicional Día de Jesús, no es si no una forma de hacer presente una Acción de Gracias hacia nuestro Sagrado Titular por lo que tenemos y lo que somos. Una fiesta que desde el año 1917 tenía lugar en Alhaurín el Grande en la Octava del Corpus y que actualmente se celebra el sábado y domingo después de la Solemnidad Eucarística.

Durante toda la semana anterior a nuestra gran festividad de Gloria, los hermanos y fieles de la localidad nos hemos preparado para vivirla con el tradicional Triduo. El lunes, martes y miércoles, los tres días de celebración, la Eucaristía fue precedida de una Solemne Exposición y Adoración del Santísimo realizadas en Honor a nuestro Sagrado Titular y a la festividad  del Sagrado Corazón de Jesús, desde hace muchos años se encuentra unida a los cultos de Nuestro Padre Jesús Nazareno.

La Solemne Eucaristía celebrada en la Parroquia de Nuestra Señora de la Encarnación de esta localidad y los demás actos litúrgicos oficiados en estos días vienen a ser una manera de expresar el fervor y la veneración que esta Hermandad siente por Nuestro Padre Jesús Nazareno, así como nuestra particular Acción de Gracias hacia él. Cabe señalar de forma notoria como estos actos religiosos han sido presididos  por los Reverendos Padres Agustinos Recoletos, responsables de la acción pastoral de nuestra Parroquia, a quienes agradecemos su participación y buen hacer en todo lo concerniente al aspecto pastoral y cultual.

De igual modo esta Hermandad quiere agradecer al Delegado de Hermandades y Cofradías de la Diócesis,  el Reverendo Don Felipe Reina Hurtado, su presencia entre nosotros en la Solemne Eucaristía del domingo. Una celebración en la que en gesto poco frecuente y digno de mención el también Canónigo de la Catedral quiso acompañarnos por segunda vez con el buen hacer humano y pastoral que caracterizan, demostrando la sensibilidad y el apoyo de la Diócesis hacia nuestras fiestas

Sirvan por tanto estas líneas para mostrar el cariño, el respeto y el agradecimiento sincero y auténtico que esta Hermandad siente por la cooperación que cada año brindan tanto la Diócesis, como la Parroquia y toda la comunidad cristiana de Alhaurín el Grande, que han demostrado en todos los actos, tanto litúrgicos como desfiles y traslados procesionales,  la atención y el respeto que las fiestas en Honor de nuestro Sagrado Titular merecen.

 

 


Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

LA HERMANDAD EDITA UN DVD CON IMÁGENES Y UN NÚMERO ESPECIAL DEL BOLETÍN NAZARENO PARA CONMEMORAR EL XXX ANIVERSARIO DE LA BANDA.

La noche del miércoles, la tercera y última misa de Triduo en Honor a Nuestro Padre Jesús Nazareno, estará dedicada a nuestra Banda de Cornetas y Tambores con Escuadras de Gastadores y Guiones de la Hermandad  en conmemoración del XXX Aniversario de su Fundación. Dicha efeméride ha sido celebrada la pasada semana con toda una serie de actividades en la que se han dado la mano pruebas deportivas, recreativas, una Exposición y una Mesa Redonda dedicadas a la que fue la primera Banda de nuestra Hermandad y que tuvieron su punto culminante con el Solemne Acto de Homenaje celebrado el pasado viernes.

Con este motivo, la Hermandad ha trabajado de forma intensa en los últimos meses para realizar dos monográficos sobre nuestra Banda que se encargan de recoger su Historia y presente y que verán la luz que esta noche para regocijo de todos los hermanos y hermanas en Jesús Nazareno y del pueblo en general.. El primero de ellos es el número especial de nuestro ya consolidado Boletín Anual “Nazareno” y el segundo el reportaje videográfico en formato DVD, un trabajo que, sin duda, aumentará sensiblemente el nivel cultural de la Hermandad y de Alhaurín el Grande.

La Edición especial de “Nazareno”, bajo la supervisión del Secretario General Salvador David Pérez, ha contado con el trabajo de todo el área de Secretaría de esta Hermandad y con la inestimable ayuda de dos cofundadores de la Banda como son Juan Aguilar y Juan Farfán. Este grupo ha conseguido en poco tiempo hacer un magnífico trabajo, recopilando fotografías y documentos sobre nuestra Banda desde sus inicios hasta el pasado año y consiguiendo realizar el primer Número Extraordinario de la que es la pionera de las revistas de información cofrade  en nuestra localidad. En sus páginas, los lectores encontrarán todo tipo de entrevistas, reportajes, colaboraciones especiales y en definitiva un completo repaso por los treinta años de historia de nuestra querida y apreciada Banda de Cornetas y Tambores, siendo los principales protagonistas los innumerables hermanos y hermanas que desde el año 1979 trabajan por ella. También se encontraran diversas visiones de la Banda desde fuera del ámbito de nuestra Hermandad, como el coronel Enrique de Vivero y el periodista Jesús Navarro, así como una Galería Fotográfica, que cierra el Boletín y recoge estos treinta años de historia musical combinando fotografías con interesantes documentos y reseñas de prensa. Sin duda, un gran trabajo que, como no podría ser de otra manera, verá la luz gracias a la colaboración de innumerables hermanos que han apoyado la causa, y que con su aportación, engrandecen el ya extenso Archivo Fotográfico y Videográfico de nuestra Hermandad fruto del cual es también el primer reportaje videográfico que edita la Hermandad en formato DVD. Un documental de más de hora y media de duración que, con el mismo afán que el número extraordinario de “Nazareno”, sirve para dar a conocer más en profundidad aquel sueño que comenzó un 22 de junio de 1979 y que hoy sigue más vivo que nunca.

En este DVD se recogen las vivencias de los fundadores de la Banda y el Hermano Mayor de aquel entonces, D. Francisco Barrionuevo Gallego, así como la de los primeros Cabos en un capítulo sobre los inicios. Posteriormente todos los responsables de la Banda en sus distintas etapas nos muestran sus experiencias. Además de sendos capítulos dedicados a la Banda de la Fundación  “Boinas Morás” y a la Banda de Honores, para terminar con un repaso a la situación actual de la Banda y sus responsables y componentes. Un documento lleno de vivencias y sentimientos donde un gran número de hermanos han mostrado y compartido con nosotros sus sensaciones y su orgullo por la Banda. Todo esto complementado con numerosos videos y fotografías, en un magnifico trabajo llevado a cabo por Víctor Manuel García Santos, y del cual, agradecemos el esfuerzo y dedicación a todos los hermanos que han colaborado con esta causa.

En definitiva, a partir de esta noche, tendremos la oportunidad de adquirir dos interesantes obras que dan a conocer detalladamente la historia de nuestra Banda de Cornetas y Tambores. Una historia que nos enorgullece como hermanos de abajo. Ambos se pondrán a la venta por el módico precio de 5 Euros. Esperamos que los hermanos acepten y disfruten este trabajo que se hace desde el corazón y con el sentimiento y orgullo que los “Moraos” le ponen a cada uno de sus proyectos e ilusiones. Que sea todo para Mayor Honor y Gloria de Nuestro Padre Jesús Nazareno. 


Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

NAZARENO VE DE NUEVO LA LUZ EN 2009, CARGADO DE NOVEDADES.

Un año más, nuestra Hermandad saca a la luz Nazareno, Boletín Oficial que desde aquel número 0 aparecido en 2007 se ha convertido en unas de las citas ineludibles con la Cuaresma alhaurina. Frente a las 63 páginas del año anterior y a las 43 de 2007, Nazareno vuelve a verse sensiblemente incrementado hasta llegar a las 74 páginas actuales que lo colocan como referente ineludible de la información cofrade en la provincia. Una de las principales novedades del presente año ha sido la creación del primer consejo de redacción de la revista, al que se han incorporado Esperanza Aragón Serrano, Daniel Benítez Pérez, Esperanza Guzmán Serrano, María Isabel Romero Ramírez y Gracia María Santos Mota.

La portada del presente año viene marcada por la atenta mirada de María Santísima del Mayor Dolor, que bajo un palio de terciopelo morado nos aguarda majestuosa, iluminada por la cera y ciñendo su corona de de Reina del Viernes Santo alhaurino. Sin lugar a dudas un pórtico de lujo que nos invita a ir como Ella, en pos de los pasos de su Hijo, el Divino Nazareno de la túnica morada “Padre Jesús”.

Tras ella portada, el saludo de nuestro nuevo Obispo, Monseñor Catalá Ibañez, y los del Hermano Mayor, Manuel García Sánchez, y el Rvdº Sr. Cura-Párroco D. Acacio Pinto García. Un año más, el Boletín es abierto por la sección “Crónica anual”, que vuelve a  darnos norte y guía de todo lo que acontecido en la Hermandad desde la última Cuaresma hasta el día de hoy.  A éste apartado le sigue el titulado “Vida de la Hermandad”, que presenta importantes novedades este año, ya que por primera vez se ha pretendido que todos, o al menos la mayoría de los grupos que conforman la Hermandad, aparezcan reflejados en él.

El hermano Daniel Benítez Pérez nos recuerda la importancia de nuestra Banda de Cornetas y Tambores, pionera de las que se crearon en Alhaurín y que este año cumple 30 años de al servicio de nuestra Hermandad. Esta agrupación, además de la gran labor musical desarrollada a lo largo de los años, se ha mostrado como una cantera inagotable de hermanos de base, directivos e incluso Hermanos Mayores… Una magnífica respuesta a aquel sueño que el magnífico equipo humano presidido por Francisco Barrionuevo tuvo cuando la década de los setenta tocaba a su fin

Nuestra hermana Ana Rueda Farfán, en compañía también de Daniel Benítez Pérez,  nos acerca al día a día de nuestra Banda de Música, poniéndonos al corriente de una experiencia pionera en nuestra comarca como es la creación, el pasado Otoño, del Aula de Música.  Por su parte, la Comisión de Semana Santa, auténtica protagonista de los días de Pasión, se encuentra inmejorablemente representada gracias a las palabras que su presidente Miguel Jesús Plaza Valero contestó en una entrevista a cargo de la Adjunta a Secretaría Esperanza Guzmán Serrano. Miguel, que representó con maestría durante diez años el papel de Jesús nos desgrana las principales novedades de las representaciones de este año al tiempo que aconseja a los que se acaban de incorporar la paciencia y el trabajo duro como único camino para lograr los éxitos que todos ansiamos

Los hermanos Francisco Torres Fernández y Pablo Torres Faber nos recuerdan la importancia de la Banda de la Fundación de Nuestro Padre Jesús Nazareno, nuestros queridos “Boinas Morás”, y  el Coro de la Hermandad, este último, por cierto, protagonista de un magnífico CD editado con motivo de su XX Aniversario.

Al pie del trono de Jesús y justo delante de la campana, su capataz, Marcos Aurelio Manzanares Rueda, nos acerca a martillos muy particulares. El de su padre, Manolo Manzanares, y el de su tío Pepe… Tres capataces de trono unidos por la familia y la Hermandad… Dos martillos que aguardan el ya cercano Viernes Santo y cuya historia se cruzó con la de “Padre Jesús” y la del hermano Antonio Jesús Fernández hace no tantos años. Pero las páginas de Nazareno cambian el sonido metálico de las campanas por el silencio de una labor callada y pocas veces vista. La que realizan las hermanas del taller de costura y recoge Rocío Moltó García, que nos acerca en su reportaje a una labor fruto de la cual nacen nuevos enseres, se reparan túnicas y, sobre todo, se hace Hermandad.

Entrando en el campo de las Entrevistas, Esperanza Aragón Serrano nos acerca a la personalidad de nuestro pregonero, Diego Palomo Molis, quien está llamado a abrir la Semana Santa en la ineludible cita del próximo Sábado de Pasión 4 de abril. Hermano de sentimiento y vocación, nazareno por las calles de Alhaurín, José de Arimatea en los recuerdos de tantos hermanos… Diego, que a su condición de “Morao” une la de cofrade de las Hermandades de la Salutación y la Estrella nos desgrana las líneas maestras de su discurso. Un discurso en el que no faltarán las referencias a nuestra Sagrada Titular,  María Santísima del Mayor Dolor, que es objeto de un emotivo artículo firmado de nuevo por Esperanza Aragón Serrano. Como también emotivo y vivencial es el artículo que firma nuestra hermana Ana Rueda Galiano, que nos cuenta como un buen día, de repente, el Coro entró en su vida.

Por su parte, el comandante y caballero legionario Luís Ridao Cano recuerda el origen de una marcha que año tras año resuena en cada rincón de Alhaurín y estremece nuestros corazones durante el Día de Jesús. Una marcha que lleva por nombre, como no podía ser de otra manera, “El Novio de la Muerte”

Por su parte, la sección Liturgia y Formación Cristiana es abierta con un artículo que nos describe la trayectoria vital de nuestro nuevo obispo, Monseñor Jesús Esteban Catalá Ibañez, persona de amplia formación y conocimientos y ejemplo de compromiso  y vida evangélica. Jesús Javier Jurado Simón nos recuerda que la Apostasía  no es si no el rechazo expreso de la Fe cristiana. Y en un valiente artículo llama nuestra atención acerca de como los derechos de los apóstatas no deben colisionar ni con los de la Iglesia ni con el respeto al Patrimonio Documental, reflexiones que vienen al caso de la sentencia de una sentencia del Tribunal Supremo dictada del 19 de septiembre de 2008 que impidió la consideración como ficheros de los Libros Sacramentales salvaguardándolos del salvaje atentado que hubiese supuesto su mutilación, que hubiese supuesto un atentado sin precedentes contra el patrimonio documental generado por la Iglesia a lo largo de los siglos.

Por último, la hermana Inmaculada Aragón Serrano, a través de una trayectoria por la Semana Santa nos recuerda el verdadero sentido de la Semana  de Pasión, desde el Domingo de Ramos al de Resurrección “El Viernes Santo por la tarde (nos dice)  momento único de cada Viernes Santo , cuando Jesús atraviesa la Vía Dolorosa que en ese momento se ha convertido el pueblo de Alhaurín todos miramos la existencia a través de los ojos resucitadores de Jesús el Nazareno al que acaban de condenar a una muerte de cruz, aunque extrañamente el sentimiento que nos embargan a los alhaurinos no es de tristeza ante la inminente muerte del Dios bueno , sino de esperanza y resurrección, piedras descorridas del sepulcro , verdades de vida gritadas a tumba abierta , y la ceniza termina haciéndose gloria porque supo que todo lo nacido vive eternamente. Este es el verdadero sentimiento del cristiano el que ha permanecido intacto en el corazón de todos los alhaurinos, esta es la herencia de fe que se ha trasmitido de padres a hijos trasmitida generación tras generación , la Semana Santa

La sección “Enseres y Patrimonio” nos acerca a los estrenos del pasado años, que no son sino los báculos, las túnicas bordadas del frente de procesión y el relicario que custodiará las reliquias de San Roque y Santo Domingo concedidas a nuestra Hermandad

Por último, “Una mirada a nuestra Historia” nos trae tres artículos firmados por el Secretario General, licenciado y profesor de Historia Salvador David Pérez González. En el primero de ellos, titulado San Sebastián: El nombre de una calle con quinientos años de historia nos sumerge en el origen de uno de los topónimos más antiguos de Alhaurín y que refleja la importancia que a lo largo de los siglos ha tenido en nuestra localidad el culto a nuestro Patrón, San Sebastián Mártir. El autor de este trabajo acompaña a su escrito de un abundante aparato crítico de citas y documentos procedentes de los Archivos Municipal, Histórico Provincial de Málaga y de la Real Chancillería de Granada con el fin de deslindar tres lugares tan señeros de nuestro centro urbano como son la calle San Sebastián la Plazoleta de San Sebastián y las “Cuatro Esquinas”.

A través del segundo artículo podemos acercarnos a la importancia de la reliquia más venerada de la historia, el Lignum Crucis o Árbol Santo. Desde su hallazgo por Santa Elena, pasando por la olvidada Legenda Aurea del fraile dominico italiano Jacobo Barezze, que pretendió relacionarlo con el Árbol de la Ciencia del Bien y del Mal y con el mismísimo rey Salomón, los Lignum Crucis han seguido una larga trayectoria a lo largo de los siglos que los llevó a lugares tan dispares como Roma, Jerusalén, Anagni, Santo Toribio de Liébana, Caravaca de la Cruz o, desde el año pasado, Alhaurín el Grande, donde nuestra Hermandad gozó el pasado año de contar con uno formando parte de sus cortejos procesionales de Semana Santa y Día de Jesús.

Por último un breve, pero no por ello menos interesante artículo nos recuerda las peripecias que los hermanos Alfonso Bravo, Pepe Cortés y Miguel Manzanares sufrieron en aquel ya lejano año de 1975 para conseguir lo que en aquel momento fue un éxito sin precedentes: la participación de la Banda de Cornetas y Tambores del Colegio de Guardias Jóvenes de Valdemoro…

    

Imagen Pulse para ampliar >>

MANUEL GARCÍA SÁNCHEZ SE CONVIERTE EN EL HERMANO MAYOR CON MÁS APOYO DE LA HISTORIA DE LA HERMANDAD

Con trescientos dieciocho votos a favor, Manuel García Sánchez se convirtió el pasado viernes en el Hermano Mayor que accede al cargo con el respaldo más amplio en la historia de la Hermandad. Nacido hace cincuenta y cuatro años en el seno de una familia “Morá” y alhaurina, Manuel, que trabaja en la actualidad en  el Hogar del Jubilado de la Chaparra, inició sus primeros pasos junto a Nuestro Padre Jesús Nazareno ya en su infancia, primero como borlero y, más tarde, vistiendo la túnica de nazareno en varias ocasiones. Muchos años después, entre 1999 y 2004, desempeñaría el cargo de Tesorero, en el que realizó una acertada y laboriosa gestión económica, bajo el mandato de Andrés Martín Albarracín, quien curiosamente le acompañará como Fiscal durante los próximos cuatro años. En la directiva de Marcos Antonio Conejo, Manuel ha continuado ligado a la Tesorería de la Hermandad, ocupando el cargo de Contador.

Casado con María Teresa Santos Aragón y yerno, por tanto del recordado Juan Santos Morales, una de las personalidades de referencia en la Hermandad durante la segunda mitad del siglo XX, Manuel tiene dos hijos, Raúl y Víctor Manuel, que representan en la actualidad en la Semana Santa los papeles de Pilato y “ Jesus” y que, dada su gran afición musical, han dirigido el Coro de la Hermandad. Residente en la calle de las Piedras Manuel, que es tras Miguel Pérez Plaza y Marcos Antonio Conejo Rueda el tercer Hermano Mayor que aporta esta alhaurina vía a nuestra Hermandad, encara los próximos cuatro años con numerosos retos pendientes pero, sobre todo, con el afán de hacer Hermandad entre los hermanos de Jesús y continuar la labor de las Juntas de Gobierno anteriores afrontando el futuro con optimismo y serenidad.


Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

EL NUEVO TRONO DE LA VIRGEN DE GRACIA

Las Hermandades del siglo XXI necesitan para procesionar a sus Sagrados Titulares obras de arte que ofrezcan, además de la ineludible perfección técnica, un significado más allá de lo evidente. Realizaciones  intelectualmente valientes que sugieran tanto a sus hermanos como a los fieles que acuden a contemplar los desfiles significados a través de los sentidos, haciéndonos reflexionar y moviéndonos a encontrar el universo trascendente de nuestra Fe. Vienen estas consideraciones al caso del magnífico trono estrenado este año por nuestra Patrona. Si en el pasado fue la propia Iglesia la que empleó el arte como medio de crear imágenes con las que instruir a unos fieles que rara vez sabían leer y escribir hoy, en agosto de 2008, ha sido la Hermandad de Nuestra Señora de Gracia la promotora de un trabajo que va mucho más allá de lo evidente en sus postulados artísticos e iconográficos.

Y es que los cristianos necesitamos aún de la fuerza de la imagen tanto o más que en la época en la que Europa levantó sus catedrales románicas y góticas dotándolas de pinturas, esculturas y relieves que pretendían instruir a los fieles a través de los sentidos.

En cuanto a sus facetas técnicas, el trono presentado el pasado día 15 de agosto se ha revelado a la par tanto como una más que correcta realización de artesanía cofrade como una valiente apuesta por unos postulados estéticos hasta ahora prácticamente desconocidos en la localidad.

Así, una importante novedad es la del cajillo, caracterizado por la bellísima labor de carpintería calada de su superficie, la cual es obra de Antonio Angulo Benítez, artista, que ya dio muestras de su maestría hace años en la realización de la puerta de la Ermita de San Sebastián. En esta ocasión, Angulo despliega toda una maraña de pequeños y minuciosos motivos vegetales y florales que se encuentra muy en consonancia con los célebres pasos sevillanos, cuya influencia también se adivina en la planta del trono, resuelta audazmente mediante una maraña de líneas concavo-convexas que imprimen al conjunto la clásica sensación de movimiento propia de la escuela neobarroca de aquella ciudad (1). A lo largo del cajillo, doce ángeles nacidos de las gubias del prometedor imaginero Juan Vega revolotean alegremente, mostrando una enorme diversidad de actitudes y posiciones infantiles. Destaca la presencia entre los mismos de dos pequeños querubines de raza negra, alegoría de que el mensaje cristiano y la Mediación de la Virgen María alcanzan a todas las razas de la Tierra. En las esquinas del trono se sitúan los arbotantes, cuya liviandad, reducido grosor y movimiento los asemeja a los clásicos guardabrisas sevillanos. Compuesto cada uno por ocho tulipas, dotan de iluminación eléctrica al conjunto. Bajo ellos, cuatro cartelas de forma ovalada concentran la atención iconográfica del trono, representando algunas de las Letanías Lauretanas, cuya significado abordaremos más adelante.

En el frontal del cajillo se abre una capilla, flanqueada por columnas salomónicas y cubierta por una cúpula  semiesférica que es a su vez rematada por una recreación del característico campanario de la Parroquia de Nuestra Señora de la Encarnación, templo mayor alhaurino y sede de la Hermandad. Dentro de la misma, dos pequeñas tallas de la Virgen María arrodillada y un ángel señalando al cielo pueden interpretarse como una representación del pasaje de la Anunciación. Las cartelas ovales de los laterales y la trasera quedan reservadas para los blasones de Alhaurín el Grande y las corporaciones  de Pasión y Gloria de la localidad. El de nuestra Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno ocupa un destacado lugar el lateral derecho del cajillo, habiéndose producido una ostensible variación con respecto al antiguo trono, en el que el emblema empleado era el de las siglas JHS rodeadas por una corona de espinas. En esta ocasión se ha preferido cambiar esta representación por el escudo heráldico del águila bicéfala coronada, de manera que sea éste el que represente la secular identificación y devoción de los hermanos de Jesús hacia la Virgen de Gracia.

En definitiva, y desde una perspectiva exclusivamente artística, nos hallamos ante una obra innovadora que marca un punto y aparte con alguno de los principios más asentados de la estética procesional implantada en Alhaurín el Grande tras la posguerra (2), especialmente el de la planta del cajillo, que frente a la anterior forma rectangular ha adoptado otras líneas más sinuosas y curvas. Por si esto fuera poco, también el dorado, que se debe a la minuciosa y concienzuda labor de Ramón Vega, hermano de nuestra Hermandad, ha supuesto una importante novedad, ya que se ha empleado la técnica del “oro fino” (veinticuatro quilates) frente al llamado “dorado alemán” (dieciocho quilates), tan tradicional en la localidad.

Pero si lo que hemos comentado hasta ahora responde únicamente a las calidades artísticas de la obra, no es este punto el único que destaca en el nuevo trono de Nuestra Señora de Gracia. Una mirada más profunda nos deja ver la abundancia de detalles y elementos simbólicos que contiene. Más allá de la evidencia de los escudos de la localidad y las Hermandades situados en la trasera y los laterales, el cajillo muestra un profundo y cuidado estudio iconográfico (3) en el que encuentran eco algunos de los más sugerentes atributos marianos como son las Letanías de la Virgen. El origen de estas debemos encontrarlo en los textos de los padres apostólicos del siglo II, quienes siguiendo a San Pablo fueron creando fórmulas de invocación que con  el paso del tiempo adquirieron una enorme difusión entre los fieles. De esta manera, en la Edad Media la recitación de las Letanías, quedaría reservada o bien para momentos de especial importancia espiritual, como el bautismo y la ordenación sacerdotal, o bien para las abundantes calamidades públicas de la época. Ya en la Alta Edad Media aparecerán Letanías propiamente marianas, que adquirirán un carácter popular gracias a la difusión del rezo del Santo Rosario por Santo Domingo de Guzmán, el cual se generalizará entre la población.

En el siglo XVII, ante la enorme proliferación de Letanías, el Papa Clemente VIII prohibió aquellas que por su origen o significado dudosamente litúrgico se alejaban de la doctrina de la Iglesia. Así, sólo quedaron como válidas las del Misal y el Breviario Romano y las que se rezaban en la ciudad italiana de Loreto (4), de donde procede precisamente la Letanía Lauretana, redactada hacia 1500 y compuesta por unas cincuenta invocaciones a elementos procedentes del Antiguo y el Nuevo Testamento, las cuales fueron enriqueciéndose con el paso de los siglos con nuevos títulos que los Papas añadirían mediante Breves Pontificios y Decretos. 

Los motivos de la Letanía Lauretana, convertidos en símbolos, se difundirán a través del arte por toda Europa y América, convirtiéndose en uno de los temas preferidos de los artistas del barroco, que las plasman en miles de relieves, pinturas o grabados que acompañan desde esta época a las representaciones de la Virgen María.

Como vemos, el piadoso camino que han seguido estos símbolos a través de las sendas de la religión, el arte y la tradición popular hasta recalar en el nuevo trono de nuestra Patrona, ha podido resultar largo en el tiempo, pero en absoluto ilógico. Y es que no en vano, la advocación de Nuestra Señora de Gracia también está identificada, y no de una manera casual, con una de las Letanías Lauretanas más difundidas, concretamente la de “Madre de la Divina Gracia”, que encuentra su significado en la trascendental misión para la salvación de la humanidad que el cristianismo concede a la Virgen María como origen de Jesucristo, hecho que se ha venido identificando con el pasaje de la Anunciación representado en la capilla frontal del trono. A los lados de la misma tenemos otras Letanías Lauretanas, concretamente la Turris eburnea (“Torre de marfil”), situada en la cartela izquierda, y la Stella matutina (“Estrella de la Mañana”), a su derecha.

Con respecto a la primera de ellas, la “Torre de marfil”, será tomada como símbolo de hermosura y fortaleza. Si en la Edad Media, la torre era un emblema de guardia, vigilancia y ascensión, esta Letanía incide en la santificación de la Virgen, que es presentada así como eje del mundo, faro y camino hacia la santidad y el cielo. La segunda (“Estrella de la mañana”), identifica a María con este astro, el  más brillante del firmamento, que permanece visible incluso al alba, anunciando la llegada del amanecer. En un sentido simbólico, la Virgen María no sería sino la Estrella que nos anuncia la llegada de un Jesús identificado con el sol que viene a iluminar la existencia.

La Foederis Arca (“Arca de la Alianza”) también encuentra representación en el cajillo, concretamente en la trasera izquierda. Tomada como el objeto más sagrado y poderoso del antiguo Israel, el “Arca de la Alianza” se hallaba construida con madera y espolvoreada con acacia de oro. En su interior se guardaban las Tablas con los Diez Mandamientos, el Maná en un jarrón de oro, la vara florecida de Aarón y el Libro de la Ley, con lo cual simbolizaba tanto la presencia de Dios como su alianza con el pueblo hebreo. Por tanto la identificación de ésta con la Virgen María incidirá tanto en la unión entre Dios y la Humanidad como en el carácter divino de la Virgen, que albergó en su interior a Jesús. Por último, la última de las Letanías Lauretanas representadas es la Rosa Mystica (“Rosa Mística”), situada en la trasera derecha del cajillo. En la iconografía cristiana, la rosa se relaciona tanto con la sangre de Jesús como con la Virgen, a la que desde la Edad Media se le atribuye el carácter de “rosa sin espinas”

En definitiva, nos hallamos ante una obra que, a buen seguro, marcará nuevas tendencias. Un trono destinado albergar y servir como inigualable a la Virgen de Gracia durante el siglo XXI y en el que las  nuevas generaciones de alhaurinos y alhaurinas verán a la Patrona cada 15 de agosto. Conste desde aquí mi felicitación a la Hermandad para una obra valiente y exquisitamente cuidada en sus detalles artísticos e iconográficos y que  a buen seguro, Es un trono digno de una Reina… De la Reina de todos los alhaurinos…

 Salvador David Pérez González NOTAS

(1)   De hecho, podríamos hablar más de un canasto, término con el que se denomina en Sevilla a la estructura de los tronos, que de un cajillo

(2)   La cual bebía, principalmente, de las realizaciones artísticas que realizaban artistas malagueños o granadinos

(3)   La iconografía es la ciencia que estudia el origen y formación de las imágenes artísticas y su relación con lo alegórico y lo simbólico, así como su identificación por medio de los atributos que se suelen asociar a cada obra artística.

(4)   Precisamente aquí se levanta el Santuario en el que, según la tradición, se encuentra la casa de Nazaret en la que vio nació y creció a la Virgen María y en la que se produjeron los misterios de la Inmaculada Concepción, los Esponsales con San José, la Anunciación del Ángel a Maria, y la Encarnación. En 1291, durante el pontificado de Celestino V, la expulsión de los cruzados de Palestina produjo el hecho milagroso de su traslación por los ángeles primero a Terssato, en la costa dálmata de Croacia y tres años más tarde (1294) a Loreto. Independientemente de la encantadora ingenuidad dimanante de este milagro, el  Santuario de Loreto se convertirá a partir del siglo XIV en un lugar en el que el culto a la Virgen María conocerá un espectacular auge, atrayendo cada año a miles de peregrinos que acudirán  a ver la Caza Nazarena.

  

ARTÍCULO PUBLICADO EN LA REVISTA "BOLETÍN INFORMATIVO POLILLA. Nº 376. MAYO-AGOSTO 2008

Descargar fichero adjunto

Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

ENTREVISTA A VÍCTOR MANUEL GARCÍA SANTOS, NUEVO “JESUS” DE LA HERMANDAD

No es la primera vez que vas a salir en Semana Santa pero, ¿Impone respeto representar el papel más importante?

Bastante, en cuanto a la responsabilidad y sentimiento que hay bajo ese papel. Para mí es un privilegio y un orgullo; aún más recibirlo y seguir el camino de alguien al que respeto y admiro. Yo he salido de Samuel, de romano lancero, he hecho varios papeles en el Cenáculo… Y aunque para mi todos los papeles de Semana Santa sean importantes, no puedo compararlo con este. Es el escalón más alto al que puede llegar un “morao” que sienta y viva realmente su Semana Santa.Pienso que es una responsabilidad muy grande que tiene su parte física y psicológica, tiene que haber bajo esa túnica una persona ante todo con una mentalidad cristiana y que sea consciente de a quien va a representar. 

Imagino que es un sueño cumplido

Aunque este papel no sea simplemente el hecho de querer vestirse, tengo la suerte que me lo han ofrecido  a mí y lo voy  a vivir intensamente. Sin duda, para mi, sí que es un sueño cumplido. 

Víctor, que pese a sus 21 años es un auténticoveterano de nuestras representaciones, encarnarápor primera vez el “Jesús” en la Semana Santa  de 2008 

¿Qué esperas del gran momento que está por venir?

Espero poder transmitir el sentimiento que lleva ese papel y personalmente vivir una de las experiencias más bonitas que pueda tener mi vida. Aún no te puedo decir que se siente cuando sales de la Ermita un Jueves o Viernes Santo, cautivo o bajo la cruz, pero lo que me será difícil de olvidar será el momento en que entré en San Sebastián y me lo dijeron; cuando salí mire al Camarín de Jesús... Salí hecho otra persona, y si puedo agradecer, lo hago especialmente a  la Comisión de Semana Santa, por haber confiado en mi.                                                                                

María Rocío Moltó García


<< 1 2 3 >>
Ver histórico >>


Copyright 2018® - HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS NAZARENO
- Todos los derechos reservados -