ACTUALIDAD
Volver al histórico >>
Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

LA PROCESIÓN DE LAS TRES CAÍDAS VOLVIÓ A EREGIRSE COMO EL MOMENTO CUMBRE DE LA SEMANA SANTA ALHAURINA

Cada año, y como no podía ser de otra manera, la procesión de las Tres Caídas se convirtió en el momento cumbre de la Semana Santa alhaurina vistiendo de morado la tarde del día más sagrado del año.

Previamente a la misma, a las 16:00 horas comenzaba el desfile de los personajes del Paso y portadores por las calles Nueva, Candilejas y Plaza Alta, A partir de las 17:30 se desarrollaron en la Plaza Nueva las tradicionales representaciones de la Segunda Parte del Juicio de Jesús ante Pilato, Flagelación, Condena a Muerte y Entrega de la Cruz. El público, que abarrotaba el recinto, tuvo ocasión de asistir al Paso más célebre de nuestra Semana Santa. En el escenario, Pilato volvió a condenar injusta y cobardemente un año más al “Jesus”. Y ello a pesar de las prudentes advertencias de su mujer Claudia Prócula, papel que realizó magistralmente por primera vez nuestra hermana Marina Badía, una de las principales novedades en los intérpretes de nuestras representaciones junto al Centurión de la IIª Escuadra, Pablo Torres y Anás (José Burgos). 

Acabada la escenificación, y ante la amenaza de lluvia y las débiles precipitaciones caídas, la salida de la procesión se aplazó por espacio de casi una hora, realizándose cuando por fin se tuvo certeza por parte de la Junta de Gobierno de que la mejoría del tiempo sería definitiva. Había muchas ganas de ver de nuevo la procesión de las Tres Caídas en la calle tras su dolorosa suspensión del año pasado, y ello se dejó notar en el impresionante aspecto que presentaba un recorrido procesional, lleno por completo.  Tras la Cruz-Guía, en cabeza de la procesión, figuró un año más, la Banda de Cornetas y Tambores con Escuadra de Gastadores y Guiones de la Hermandad. Desde las aceras, miles de alhaurinos y visitantes volvieron a recrearse con el desfile por excelencia de la Semana Santa alhaurina en el que se representaron las esperadas escenas del Encuentro con el Cirineo, la Primera Caída, el Encuentro con la Virgen María, el Encuentro con la Verónica, el Encuentro con las Mujeres de Jerusalén, la Segunda Caída, la Tercera Caída y la Llegada al Gólgota, siendo de destacar como el “Jesus”, que volvió a ser interpretado por Víctor Manuel García Santos, estrenó la nueva cruz bendecida recientemente, cuya elaboración ha corrido a cargo de los hermanos Sánchez en su empresa EBANISSAN.

El Estandarte Mayor y la Banda de Música de la Hermandad, acompañaban a Nuestro Padre Jesús Nazareno, ubicado sobre un exquisito monte de Claveles rojos cuya cumbre coronaban miles de Iris moradas. Nuestro Sagrado Titular lució la túnica bordada en 1947 por las Monjas de San Carlos, cargando sobre su hombro la cruz de madera y orfebrería plateada realizada en los Talleres Villareal en 2002.

Detrás de Padre Jesús”, muchos hermanos y consejeros seguidos por la reliquia del Santo Lignum Crucis, que abría ya la sección de la Virgen y estrenaba un bellísimo relicario con carpintería de Antonio Angulo y orfebrería realizada en los talleres lucentinos de Rafael de Paula. Tal y como manda la tradición, la reliquia fue devotamente portada, y con sobrecogedor respeto, por un nazareno ataviado con paño humeral realizado en damasco brocado en oro, que también se estrenó para la ocasión. Junto a la Santa Astilla, dos pequeñas ataviadas como monaguillo hacían la función de “muñidores haciendo sonar sus campanillas, para anunciar al público la importancia y dignidad de la venerable reliquia.

Tras la reliquia, la Cruz de Alzada y el Camino de Luz formado por los Ciriales precedía a María Santísima del Mayor Dolor, acompañada por la Banda de Cornetas y Tambores de la Fundación de Nuestro Padre Jesús Nazareno. La imagen lucía en su trono un incomparable exorno floral en tonos blancos. Sobre sus sienes, nuestra Sagrada Titular lucía la corona de plata sobredorada realizada en los talleres Santos Campanarios de Sevilla. En el frontal del trono figuraba el relicario en el que se custodian las reliquias de San Roque y Santo Domingo de Guzmán concedidas expresamente por la Santa Sede a nuestra Hermandad en el año 2008. El elegante exorno floral, montado por el equipo de Albacería, con Cristóbal Vega, José Burgos y Daniel Miranda a la cabeza, estuvo compuesto por alelíes blancos, azucenas de limón, fresias y limonios. El paso de nuestra Sagrada Titular por el emblemático Callejoncillo se hizo cuando restaban aproximadamente veinte minutos para las 21:00 horas, lo que constituye todo un record de celeridad tan difícil de lograr como destacable, ya que supuso cincuenta minutos de adelanto sobre el horario acordado con la otra Hermandad de la localidad.

A la llegada a la calle Nueva y ante el antiguo Cuartel de la Guardia Civil tuvo lugar el tradicional "Encuentro", que puso un broche de oro a una incomparable jornada. Durante el mismo, nuestros Sagrados Titulares se mecieron ante una multitud. Mientras, las Bandas de la Hermandad interpretaban emotivas piezas musicales. Finalmente, las imágenes de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima del Mayor Dolor se dirigieron hacia la Ermita de San Sebastián.

 Ver más fotos relacionadas en Galeria de Fotos. Fotos cedidas por Miguel A. Ruiz(artkilla Foto Estudio)




Copyright 2017® - HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS NAZARENO
- Todos los derechos reservados -