ACTUALIDAD
Volver al histórico >>
Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

CIENTOS DE VECINOS DISFRUTARON DEL BELÉN VIVIENTE DE NUESTRA HERMANDAD

La Hermandad de Nuestro Padre Jesús Nazareno volvió a hacer historia el pasado domingo con la multitudinaria celebración de su primer Belén viviente. Una novedosa iniciativa que desbordó todas las previsiones llenando por completo, y por espacio de casi dos horas, la Plazoleta de San Sebastián.

Los más pequeños, y los que ya no lo son tanto, pudieron acercarse de una forma colorista y original a los capítulos de la Historia Sagrada relacionados con la Natividad de Jesús, que fueron narrados por nuestro hermano Juan Manuel Manzanares. Más de medio centenar de actores y actrices nos trasladaron a la Palestina del siglo I. Pero eso sí. A nuestra manera. Con esa peculiar forma de hacer,  sentir y entender la vida que tenemos en esta tierra y con el impecable buen hacer que nos caracteriza a los hermanos de Jesús cuando hacemos algo.

En la “Casa de Correos”, San José y la Virgen María buscaban su Posada en Belén. Poco más adelante, las lavanderas se hacían hueco en el cauce de un imaginario río tan caudaloso que incluso se hizo necesario un puente de madera para cruzarlo. Y, como no podía ser de otra forma, en la puerta de nuestra capilla y ante la atenta mirada de nuestro Sagrado Titular, ya había nacido Jesús para que la Sagrada Familia estuviese completa.

Pero poco podía sospechar el Niño-Dios que cerca, muy cerca de ellos, había quien deseaba que nunca pudiéramos disfrutar de su mensaje de Redención. Y por eso, Herodes Antipas meditaba qué hacer bajo el balcón de María Bonilla mientras recibía la visita de los tres Reyes Magos. ¿Pero hubo algo más? ¿Podía haber algo más para completar nuestro particular Belén?. Pues sí. Naturalmente que sí. ¡Y tanto! Tenderetes llenos de vendedoras, pozos, corrales de gallinas, muchos turbantes y túnicas, una intrépida legión de pequeños romanos que sueña ya con que pasen rápidamente los años que les quedan para formar parte de nuestra Semana Santa e ¡Incluso una carpintería en la puerta de la Molinilla!.

Pero sobre todo, público. Mucho público congregado. Centenares de hermanos y hermanas, pero también numerosos vecinos. Porque esta convocatoria no se había sólo para nuestra Hermandad sino que, como no podía ser de otra manera, estaba abierta a todo el pueblo de Alhaurín el Grande. Y por eso fue todo el pueblo el que la disfrutó.

La fiesta acabó como mandan los cánones de estas fechas. Combatiendo el frío con una buena merienda de buñuelos con chocolate. Compartiendo vivencias, conversaciones y proyectos de futuro. Y, cómo no, felicitándonos por el éxito logrado. Porque la Historia Sagrada no está reñida con nuestra gastronomía ni con la amistad. Y porque nuestro Belén viviente no podía ser sólo una postal para el recuerdo, sino una inmejorable forma de sentir la Navidad.


Ver más fotos relacionadas en Galeria de Fotos. Fotos cedidas por Artkilla Foto Estudio.




Copyright 2017® - HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS NAZARENO
- Todos los derechos reservados -