NOTICIAS
Volver al histórico >>
Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

Imagen Pulse para ampliar >>

SEGUNDO DÍA DE TRÍDUO DEDICADO A LA COMISIÓN DE TESORERÍA
La noche del martes, 8 de junio, comenzó, como ya viene siendo habitual desde hace unos años, con la solemne exposición del Santísimo Sacramento. A las diez menos cuarto se congregaban en nuestra ermita los hermanos y fieles para adorar la imagen de Jesús Sacramentado en un ambiente recogido y de oración.

Una vez finalizado este solemne acto, a las diez y media de la noche todo estaba preparado para dar comienzo a la segunda noche del Tríduo consagrado a nuestro Sagrado Titular. La Eucaristía en esta ocasión fue dedicada a la Comisión de Tesorería.

Nuestro hermano Francisco Roldán, vicetesorero, fue el encargado de dar lectura a la Monición de Entrada y presentar los signos mas representativos de esta comisión. Se ofrecieron el cepo, elemento único y característico de nuestras hermandades, y las papeletas, fuentes principales de ingresos para nuestra congregación; y los libros de cuenta, en los que se deja constancia diaria y detallada de todos los movimientos contables.

La Primera Lectura y el Salmo Responsorial corrieron a cargo de los vicetesoreros José Pérez y Manuel Bravo respectivamente. La lectura de las Preces fue leída por María José Mota, miembro de la Comisión de Cobro de Cuotas y Luminarias.

El vicepresidente Diego Jesús Ruíz nos dirigió unas breves y emotivas palabras en la Monición de Salida con las que se dio fin a la Solemne Eucaristía. Ésta, fue cantada por el Coro de la Hermandad, que una noche más fue elogiado por nuestro Rvdº. P. D. José María López Vega O.A.R. por su magnífica actuación.

Acto seguido a la Eucaristía, nuestro Tesorero, Antonio Bonilla Montoya dio lectura a la Vivencia de Tesorería. Explicó las funciones de un tesorero y su comisión, que no es otra basicamente que la de gestionar los escasos recursos con los que se cuenta y asentó que el mayor tesoro que tiene la Hermandad es la imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno y nuestros hermanos, que son los que hacen grande a esta familia.

Para finalizar dedicó unos versos a nuestro Sagrado Titular:

 

"Tengo ante mis ojos un tesoro,

y no son joyas, ni plata, ni dinero,

porque no existe en el mundo oro,

¡Con el que comprar a mi Jesús Nazareno!

 

Tengo ante mis ojos un tesoro,

Que de amor tiene el corazón lleno,

Y respira dulzura por cada poro,

Y es que palabras para expresarme no engo.

 

Tengo ante mis ojos un tesoro, que de alegría llorar quiero,

Y cantar todos a coro,

¡Viva y viva mi Jesús Nazareno!"




Copyright 2017® - HERMANDAD DE NUESTRO PADRE JESÚS NAZARENO
- Todos los derechos reservados -